Tres de las urgencias veterinarias más frecuentes en gatos

Los gatos suelen ser más independientes que los perros a la hora de convivir con humanos, pero también tienen unas necesidades que cubrir y se les debe prestar ciertas atenciones, especialmente en aquellos hechos que podrían acabar en una urgencia veterinaria.

Para poder prevenirlo es interesante conocer cuáles son esas causas más comunes en gatos que se requiere de una atención inmediata en la mayoría de ocasiones.

  • Ingesta de cuerpos extraños.

Es frecuente que si se encuentran en su camino con hilos, lanas, gomas de pelo, etc., los gatos empiecen a jugar con ellas y los metan en la boca y, a consecuencia de las espículas que tienen en la lengua, no pueden expulsarlos y acaban tragándolos. En ocasiones incluso algunos de estos objetos pueden estar formados por partes duras, convirtiéndolos en más peligrosos. En cualquier caso, este este hecho puede acabar en una obstrucción del intestino y riesgo de perforación. Es por ello que frente a la sospecha de que pueda haber ocurrido es importante acudir al veterinario y que lo confirme o descarte mediante las pruebas diagnósticas oportunas.

gato

Paciente que acude a las urgencias veterinarias de Valencia Sur

  • Caídas.

Los gatos son animales curiosos y es habitual que si encuentran una ventana abierta, balcón, etc., acaben asomándose. Este hecho en ocasiones puede acabar mal, ya que es fácil que concluya en una caída, la cual puede ser más o menos peligrosa dependiendo de factores como la altura, la afluencia de vehículos por la zona de la caída, o la presencia de otros animales que puedan dañarlos.

Tres de las urgencias veterinarias más frecuentes en gatos 1

Las caídas son una causa frecuente de urgencias veterinarias en gatos

Este accidente que, tomando las medidas adecuadas se puede prevenir o reducir las probabilidades de que ocurra, es otra de las causas más frecuentes de una urgencia veterinaria en gatos. A veces la solución es más rápida, pero otras precisa de una cirugía por parte del equipo de traumatología veterinaria, e incluso en casos muy graves, permanecer hospitalizado en la UCI.

  • Infecciones del tracto urinario.

Hay gatos que tienen una especial predisposición a desarrollar problemas en el riñón o a padecer ciertas infecciones urinarias, que pueden ir desde una cistitis a patologías más graves.

Son distintas las causas que pueden aumentar la probabilidad de que les ocurra, algunas que están más en nuestra mano son la alimentación. Es importante proporcionarle la correcta, pero en otras ocasiones las causas no son controlables por las familias.

Si tienes dudas sobre si tu gato podría estar padeciéndola, no dudes en consultarlo con tu veterinario o acudir a nuestro servicio de urgencias para que nuestros especialistas puedan valorarlo lo antes posible.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *