Hernia en la columna de un perro: el caso de Curra

En ocasiones, cuando convivimos con un perro de avanzada edad y notamos algún cambio que apunta a ser un deterioro importante para su salud, es probable que lleguemos a pensar que le puede estar pasando lo peor. Frente a estas situaciones lo mejor es mantener la calma y ponerse en contacto con el veterinario para que pueda valorar la situación, ya que no hay que descartar que pueda haber solución frente a determinados problemas. Este es el caso de Curra.

neurologia veterinaria

Alfredo Recio, responsable del servicio de Neurología del Hospital Veterinario Valencia Sur, practicando la cirugía

Curra es una perra de 16 años de edad que llegó remitida hasta Valencia Sur porque había perdido la movilidad de sus patas traseras. Para determinar la causa que le había provocado esta patología, se consideró oportuno practicarle una resonancia magnética, prueba diagnóstica que nos permitió detectar una hernia en la columna de la paciente.

El estado de Curra no era bueno y, para que tuviera la oportunidad de recuperarse, se le debería de practicar una cirugía.

Alfredo Recio, responsable del servicio de Neurología de nuestro hospital veterinario, fue el encargado de llevar a cabo una intervención que iba a ser muy larga, delicada y agotadora; en especial para Curra, debido entre otros factores a su longevidad.

Tras finalizar la operación y despertar de la anestesia, el equipo de Cirugía comprobó que la operación había salido bien y, aunque aún le quedan algunos pasos más para recuperarse, Curra pronto podrá volver a casa y disfrutar de una buena calidad de vida, a pesar de su edad. ¡Sin duda es un ejemplo de fortaleza!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *